Templo de Abu Simbel. Visita imprescindible en Egipto

Abu Simbel, es una de las visitas imprescindibles en Egipto. Abu Simbel es conocida por sus dos impresionantes templos que fueron construidos (originalmente) en la roca de la ladera de una montaña en el siglo XIII a. de c.

Declarados Patrimonio de la Humanidad y fueron dedicados a las grandes deidades de la época: Ra, Horus, Ptah y Amón.

Se construyeron en honor del faraón Ramsés II y su mujer Nefertari.

Abu Simbel
Detalle de estatua en Abu Simbel

Cuando se construyó la presa para regular las aguas del Nilo y se creó el lago Nasser, el aumento del nivel del agua amenazaba con inundarlos. Para evitarlo se diseño un impresionante proyecto, que duro varios años, en el que participó la UNESCO que participo con su asesoría técnica y económica. Se cortaron, se desmantelaron y estos inmensos bloques de piedra se volvieron a unir en una colina a mayor altura.

Los templos

Conocidos como gran templo de Abu Simbel para Ramsés II y el pequeño templo de Abu Simbel para Nefertari, se remontan al Egipto faraónico y al reinado de Ramsés II.

Las obras del gran templo duraron unos 20 años. La construcción del templo pequeño se inicio más tarde.

En la entrada del gran templo encontramos 4 estatuas de Ramsés II. Tienen una altura de unos 20 metros y una de ellas se encuentra muy deteriorada.

En el se pueden admirar escenas bélicas y numerosas estatuas.

El templo más pequeño dedicado a Nefertari, esta situado a unos 50 metros del gran templo.

Abu Simbel
Entrada al templo de Abu Simel

Presenta decoraciones de Ramsés y Nefertari ofreciendo sacrificios a los dioses y estatuas de ambos.

Estos monumentos se descubrieron en 1813 por un viajero suizo, que diviso la parte superior del friso del gran templo.

Templo de Nefertari
Templo de Nefertari en Abu Simbel